Mejora tu Físico

Descubre los mejores trucos, consejos y curiosidades para mejorar tu Físico.







Estar en forma para sonreír

Estar en forma y tener una buena salud mental son dos cuestiones que están estrechamente relacionadas. La actividad física puede aportar bienestar a nuestra cabeza. ¿Cómo saber qué ejercicio nos conviene? En realidad estos consejos son aptos para todos los públicos. La única condición, estar motivados.

Unos kilitos de más

Sí, muchos de nosotros pensamos sacarnos de encima estos kilos antes del verano o después de Navidades pero en realidad ese sobrepeso nos acompaña la mayor parte del año y no le damos quizás demasiada importancia.
En cambio la opinión experta de un doctor nos advertiría que el sobrepeso, aunque sea ligero, está afectando al conjunto de nuestra estructura ósea, a los músculos y al corazón cuando hacemos cualquier esfuerzo. El sistema cardiovascular se ve afectado y también puede dar lugar a enfermedades degenerativas de las articulaciones más adelante.
¿Qué pasa con los músculos? Si no los entrenamos se vuelven flojos, perdemos flexibilidad y resistencia. Y lo peor, nuestro esqueleto, sostenido por estos músculos, puede llegar a adoptar malas posturas sobre todo en la columna o la cadera. En conclusión: vale la pena cuidarnos.

Ponerse las pilas

Como hemos comentado, hacer ejercicio nos mitigará estas dolencias a la vez que nos aporta confianza en nosotros mismos, autoestima y ganas de superarnos.
Por pequeño que sea el paso podemos darlo hoy. Si se acerca el buen tiempo, ¿por qué no volver andando cada día del trabajo?
Las claves para mejorar nuestra salud y condición física son las siguientes:

- Elegir un ejercicio acorde a nuestra edad: Una buena dosis de realismo será necesaria para ponernos objetivos reales y asequibles. Es mejor andar que correr, ir de paseo en bicicleta que meterse de lleno en una clase de spinning.

- Tomárselo con calma: Las mejoras no llegarán de la noche a la mañana, sobre todo si llevamos mucho tiempo sin hacer ningún deporte. No podemos poner nuestro cuerpo al límite pero sí le podemos invitar a que se vaya esforzando…Suavidad y regularidad serán decisivas si nos decidimos a hacer deporte.

- Elige tu momento: no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy. Podemos marcar en nuestra agenda cuándo tenemos más disponibilidad y elegir el momento del día que nos dé menos pereza para empezar… Por ejemplo, si sabemos que por la noche llegamos muy cansados a casa, no pretendamos ir a correr. Mejor hacerlo a primera hora del día. Cuando esta fecha se convierta en rutina, ¡ya no podremos dejar de practicar deporte!

- La báscula, a la basura: Si no estamos en manos de ningún doctor pero queremos perder estos kilos de más, lo mejor es no obsesionarse. Si nos pesamos a menudo puede ser que veamos un aumento de kilos pero en cambio no estemos ganando peso en grasa sino en masa corporal. Si queremos hacer balance de los resultados, mejor hacerlo controlando los que nos miden la cintura, las piernas o los brazos.

- Dime qué comes y te diré quién eres… Si realmente buscamos un bienestar tanto físico como mental deberemos acompañarlo con una alimentación sana y equilibrada. No basta practicar deporte y luego atacar la bollería. ¡La alimentación es caso más importante que la actividad física si debemos perder peso!

 

Mejora tu Bienestar

X

USO DE COOKIES

Utilizamos cookies de análisis propias y de terceros para medir su actividad en el sitio web y mejorar el servicio ofrecido. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Para cambiar la configuración u obtener más información, consulte nuestra Política de Cookies.